Los Billetes y las monedas que circulan en nuestra vida cotidiana son el instrumento para comprar y vender bienes y servicios en la economía, y como tal son parte importante del patrimonio nacional. Por ende, hay que cuidarlos y mantenerlo en buen estado. Con el tiempo sufren un desgate natural, pero ese proceso puede ser postergado lo máximo posible.

Un billete deteriorado es el que se encuentra roto, perforado, borrado, manchado, descolorido, sucio, quemado o cercenado involuntariamente. Para ser aceptado, su superficie debe abarcar, por lo menos al sesenta por ciento del billete completo.

Al respecto, le recordamos que según lo informado en la Comunicación “A” 3208 Sección 3 Servicios de Cambio de numerario al público (billetes y monedas) y canje de billetes deteriorados- Punto 3.1.1 Prestadores. “Estos servicios serán prestados por los bancos minoristas, con carácter irrenunciable en el horario habitual de atención al público independientemente de si el presentante es cliente o no de la entidad”.

Si el billete presentado está dividido o fragmentado, puede ser canjeado en un banco siempre que las partes presentadas pertenezcan con toda evidencia al mismo ejemplar y la superficie total alcance, por lo menos, al sesenta por ciento de la del billete completo. El banco central ha detectado que en algunos casos, las partes del billete no pertenecen al mismo ejemplar y, lo que es peor, a veces una de ellas es falsa.

De no poder hacer el cambio en una Entidad Bancaria, de acuerdo al estado del ó los billetes a canjear, para efectuar el canje de éstos ante este BCRA, usted deberá presentarse en la

Mesa de Entradas (Reconquista 266 P.B. CABA) y posteriormente dirigirse al sector de Cajas e integrar una planilla (form. N° 4445) con sus datos y detalle numérico de los ejemplares a canjear. En el caso de que el banco tenga dudas sobre la legitimidad del ó los billetes, el cajero confeccionará un Acta de Retención y le entregará el original. La copia de este documento irá con el o los billetes a la Subgerencia de Laboratorio del BCRA quien efectuará la pericia pertinente para determinar su legitimidad, falsedad o adulteración. Si el o los billetes resultan ser legítimos, usted recibirá en su domicilio una carta del Banco Central informándoselo, y podrá pasar a buscar el dinero por la entidad.

Si el estado de los billetes es de una condición tal que no permite su manipulación, como así también si la cantidad a canjear es elevada, usted deberá dejar los valores para su análisis y contactarse telefónicamente al número que se le brindará a fin de conocer la fecha en la que podrá retirar el dinero correspondiente al canje, de acuerdo a la pericia realizada por el área competente de esta Institución.

Cabe señalar que el Banco Central puede negarse a canjear los billetes que, debido a su estado, o que por la forma en que han sido divididos, escritos, pintados, cercenados, mutilados o alterados, inducen a deducir que su inutilización o deterioro ha sido voluntario. En este caso, al considerarse un daño intencional, serán retenidos “sin valor” como es el de aquellos billetes en los que una corriente de artistas resolvió hacer arte en los mismos, procediendo a su escritura, dibujo ó caricaturización de los próceres e imágenes de éstos.

En este sentido, si los billetes tuvieran menos del 60 por ciento de su superficie, el Banco Central puede canjearlos, si los fragmentos presentados y la prueba que se acompaña justifican plena y fehacientemente, a su juicio, el carácter accidental del hecho y que el resto del billete no podría ser utilizado en otra ocasión.

Existen también algunos casos particulares que podemos enunciar aquí:

• Los billetes rotos y pegados con cinta adhesiva tienen plena vigencia. Sin embargo, al recibirlos hay que tener cuidado y verificar detenidamente que toda sus partes correspondan al mismo billete. No obstante ello, lo correcto sería que su tenedor lo cambie en una entidad bancaria.

• Los billetes deteriorados por el agua, como por ejemplo un ejemplar olvidado en el bolsillo de una prenda lavada, tiene plena vigencia, sin perjuicio del peritaje que se le pudiera practicar al mismo para confirmar su legitimidad.

Por último le hacemos saber que Ud. tiene la posibilidad de imprimir desde la página Web del BCRA la Form. Nº 4445 y traerla integrada, en cuyo caso recuerde que el formulario deberá ser firmado en presencia del cajero al momento de ser presentada por ventanilla.